12 buenos hábitos para teletrabajar y conciliar

Por fuerza mayor, el teletrabajo se ha convertido en el único medio de seguir produciendo e intentar amortiguar los efectos del confinamiento en casa. 

 

Para los que se incorporan a teletrabajar será una forma de descubrir que no es oro todo lo que reluce y que estar en casa trabajando supone un esfuerzo mayor para no caer en la apatía o pereza.

 

Así pues aquí te detallo las 12 rutinas imprescindibles para crear nuevos y buenos hábitos con el teletrabajo de una forma equilibrada, eficiente y productiva y que al mismo tiempo podamos conciliar con nuestro espacio personal y familiar:

 

1- Levantarse temprano: Aprovechar que aún duermen en casa y desayunar relajadamente, recordemos que es la comida más importante del día, con la que empezamos a despertar y comenzar nuestras rutinas. Para muchxs un momento religioso.

 

2 – Hacer ejercicio: Te activa y despierta el cuerpo y la mente para comenzar y hacer frente con actitud positiva al día que se te presenta, con el horario laboral, cuidado de menores, tareas domésticas, etc.

 

  • Si realizamos ejercicio con niñxs pensad que horario es bueno para ellxs, ya que con la actividad física algunos se activan y otros se relajan, por lo que tendrás que valorar qué momento es el mejor para ti.

 

3- Una ducha, te vistes y arreglas: Quedarse en pijama no es una opción, está comprobado que se rinde menos trabajando en pijama, ya que la pereza y apatía propicia que seas más ineficaz y que tengas que invertir más horas para cumplir con el mismo trabajo que te has propuesto. Así que, una buena ducha, te vistes, te pones guapx, te perfumas y ale! listo para currar.

 

  • Para nuestros hijxs, la misma rutina que para nosotrxs, habrá que vestirlxs igualmente con ropa cómoda.

 

4- Elige tu zona de trabajo: Un lugar luminoso, si puede ser con luz natural, que sea amplio y este organizado para que tu trabajo sea efectivo, teniendo todo lo que necesitas a mano, tu móvil, bolis, papel, impresora, cargadores, agua, etc.

Si ya lo tienes porque ya trabajabas antes en casa, dale un cambio, redecorarlo, busca otra localización igualmente buena,  para que durante este confinamiento no te genere agotamiento psicológico estar siempre en el mismo lugar o espacio de trabajo.

 

  • Para tus hijxs, el lugar para hacer las tareas debe ser diferente del espacio de juego, siempre y cuando nos lo permita la casa. Por lo que si su lugar de juego es el dormitorio o el salón, que el lugar de las tareas sea la cocina, salita…

 

5- Crea tu propio horario de trabajo: No todo el mundo es igual de productivo en las mismas horas, así que elabora un horario que te funcione, donde realmente puedas sacar el máximo partido al trabajo, en definitiva, que con esas horas puedas cumplir los objetivos que te has marcado. 

En general, por las mañanas solemos estar más operativos, así que, pongámonos en marcha y aprovechemos para que nuestros hijxs también se pongan con sus tareas escolares.

 

  • Planifica tu trabajo: Elabora una lista de tareas a realizar clasificadas por prioritarias, y no prioritarias. Sobre las tareas prioritaria específica qué acciones tienes que realizar para alcanzar tu objetivo final.
    • Cuidado con los ladrones de tiempo (lo hablaré en otro post):
    • Interrupciones: whatsapp, mails, redes sociales.
    • Temas personales, como llamadas familiares, hijxs, y otros.
    • Tareas domésticas no urgentes.

 

  • Incluir en nuestro horario pausas de 15 minutos para tomar un café, té, levantarte de la silla, salir a la terraza, etc., te hace desconectar y volver con mayor energía al trabajo.

 

  • Hacer una pequeña meditación de 5 minutitos para respirar y volver a la tarea con la mente despejada.

 

  • Aprovechar para mantener una conversación con nuestros hijxs y ver como van sus tareas escolares. Sin agobios, todos tienen sus tiempos, así pues, paciencia, si no han terminado o van atrasados, les animamos a que terminen para luego poder jugar y compartir un rato juntos.

 

La Comunidad de puta madre apuesta por conciliar vida laboral y vida personal y familiar.

 

6- Repartir las tareas domésticas: Es tarea de todos y todas entender que las labores de casa es cosa de todos los miembros de la familia, una obligación, en el que lo menores no están exentos, ya que seguro podrán realizar cualquier tarea asignada en función de su edad. La aportación y colaboración es importante para una buena convivencia, en definitava,  educamos en la responsabilidad y corresponsabilidad, por ello, la colaboración es de toda la unidad familiar sin excepción.

 

  • Es normal que estando en casa en estos momentos difíciles tener la casa totalmente recogida es complicado, por ello, debemos mantener la calma y pensar que esta situación terminará y todo volverá a la normalidad. Sin embargo, y sin perder los nervios, educar en la corresponsabilidad, como decía, es muy importante no solo en circunstancias especiales (como las que vivimos ahora) sino para un futuro a corto, medio y largo plazo creando y generando nuevos hábitos para una mejor convivencia. 

 

7- Tiempo libre: Llega el momento de relajarse y hacer algo que nos guste y que al mismo tiempo podamos compartir con nuestra familia y si estamos solxs, igualmente buscar aquello que nos gusta y que por tiempo no hacemos. Desconectar, compartir y reirse fortalece los lazos familiares y nos aporta sensaciones de satisfacción. 

 

  • Nuestros hijxs tienen momentos de llamadas de atención por diferentes motivos para ellos también es posible crear nuevos hábitos que puedan ir introduciendo en estos días, sin dramas ni malhumores, pero sí con firmeza. Hay cuentas en IG relacionadas con estos temas y que nos pueden ayudar como @gestionandohijos muy interesante, o el blog “sapos y princesas” es genial tanto para adultos como para niñxs.

 

8- Aprovecha para charlar con tu pareja: Que buen momento para retomar conversaciones o hablar de aquello que quieres mejorar dentro de la relación, comentar lo que te gusta y lo que no.

Si estás solx, aprovecha para indagar y hacerte preguntas de autoconocimiento, que área de tu vida tienes que enfocarte más, la social, la personal, la de relaciones de pareja… buen momento para la reflexión. Yo recomiendo a Sergi Torres, Borja Vilaseca o María Mikhailova (mi mentora).

 

9- Haz el amor y no la guerra: Está claro que pasar muchas horas juntos puede pasar factura, el estrés nos hace estar más irascibles, sobre todo cuando estás acostumbradx a trabajar fuera de casa (o si ya trabajabas ya en casa nos venía bien salir y cambiar el chip). Ahora estáis todos en los mismos m2 y convivir se hace más complicado pero no imposible. Por ello, y como decía nuestra querida Carmen Pérez Psicóloga Sexóloga, hacer el amor te aporta grandes beneficios, relaja, libera endorfinas, dopamina y serotonina, muchas ventajas y ninguna contraindicación… además, de los lazos que se crean de unidad que te hace sentir más poderosx y feliz.

Si estás solx, buen momento para descubrir y experimentar, conozcamos mejor nuestro cuerpo y seguro somos capaces de producirnos gran placer y momentos de felicidad maravillosos.

 

10- Date tu espacio personal: Que importante es darte un momento para estar solx, sin nadie, para respirar, para liberarte, para encontrarte en el silencio y desconectar del entorno. Tu espacio personal es vital para tu salud mental y tu bienestar, tómatelo y sin que nadie se sienta mal, habla con tu pareja y establecer estos momentos de soledad.

 

  • Con hijxs, habrá que acordar que momentos podremos usar para nuestro espacio personal y que ambos podáis disfrutar de un rato para vosotrxs solxs.

 

11- La sobreinformación: Nos agota, nos satura y cansa. Cambiar las tornas y ver alguna serie, peli, escuchar posdcast, cocinar, bailar, leer un libro, crear una playlist de música que nos gusta… etc.

Actividades que podemos compartir con los nuestros.

Podemos elegir informarnos a través de los telediarios o radio, una o dos veces al día para conocer la situación actual. Estar todo el día viendo y escuchando las últimas novedades nos afecta al estado anímico.

 

12- Fórmate: Seguir en formación y reciclaje que importante es para ponerte al día de las nuevas tecnologías, para especializarte e implementarlo en tu negocio o trabajo. Aprende cosas nuevas que te ayuden a seguir creciendo.

 

  • Para los peques de la casa y no tan peques, las manualidades y talleres les gusta mucho, seguir aprendiendo de forma lúdica mola mucho.

 

Espero te haya inspirado y ayudado a replantear tu trabajo estés o no acostumbrado a ello. Toni S. Sharma ya lo decía en su libro “The 5AM Club” la teoría del 20-20-20 y que si implementas en tu día a días empezarás a notar sus beneficios.

 

Todo cambio es positivo por el aprendizaje que conlleva, así que aprovecha para crecer y cómo traducir este parón en una nueva oportunidad de desarrollo profesional y personal.

Imagen de portada: Pinterest (graffica.info)

About the Author /

soy@comunidaddeputamadre.com

Post a Comment